Buscar
  • oswaldo cabrera

TIPS PARA CUIDAR TUS MUEBLES DE MADERA


Los muebles son parte de tu carta de presentación, la imagen que transmites y pueden también decir mucho de tu personalidad. Los muebles le dan el estilo único a nuestra casa, siempre buscamos los que mejor vayan de acuerdo a nuestros gustos.

Si eres de los que tienen un estilo clásico, elegante y moderno, y cuidas mucho tus muebles, te presentamos algunos consejos para el cuidado de estos, en especial de los de madera, que son más delicados y así puedas mantenerlos como nuevos.


Diseño y fabricación Mobler | Fotografía: Daniel Sánchez Piña


1. UTILIZAR PRODUCTOS LIBRES DE AMONIACO

Antes de utilizar productos de limpieza en tus muebles, lee bien la etiqueta y asegúrate que no contienen amoniaco. El amoniaco es utilizado y recomendado para la limpieza de los muebles, pero a la larga puede deteriorar el mueble, pues le puede quitar de forma gradual el brillo y color.

Mejor opta por productos naturales, que no afecten a tus muebles.


2. LIMPIAR LOS MUEBLES DIARIO

Aunque puede ser algo que no tengas el tiempo de hacerlo diario, el dejar tus muebles con polvo y sin cuidado puede ser algo perjudicial. No necesitas de todo un kit de limpieza, basta con que pases un paño seco sobre los muebles para quitar el polvo acumulado en el día.


3. LUSTRAR MUEBLES CON CERA DE PASTA

Una de las mejores maneras de proteger tus muebles es aplicar cera en pasta de calidad al menos una vez por semana, después de que hayas quitado el polvo con un paño. Si haces este paso de forma continua, con el paso de los años, tus muebles aún conservarán el aspecto original.


4. PROTEGER LOS MUEBLES DE LUZ Y AGUA

Si tus muebles están en contacto directo con la luz solar o están expuestos a entradas de agua, la superficie de éstos puede salir afectada. Los cambios bruscos de temperatura pueden llegar a generar abombamientos, deformaciones o grietas en tus muebles. Protégelos con cortinas en las ventanas, que los cubran.


5. LIMPIAR MANCHAS EN EL MOMENTO

Es importante que pulas los muebles siempre que sea posible para conservar su color y brillo original. Puedes utilizar un cepillo de cerdas suaves o un paño, además, hay que cuidarlos de los derrames que puedan ocurrir sobre ellos. Si este es el caso, límpialos inmediatamente con un paño seco; si dejas que se seque se corre el riesgo de que la superficie absorba la sustancia y quede manchada.


6. CUBRE LA BASE DEL MUEBLE AL MOVERLO DE LUGAR

Si en algún momento necesitas mover el mueble de lugar, coloca restos de alfombras, ya sea en toda la superficie que estará en contacto con el piso o en los extremos. De esta forma cuidas tus muebles de forma adecuada al moverlos de lugar y evitarás que se rayen o dañen a la hora de moverlos.


Diseño y fabricación Mobler | Fotografía: Daniel Sánchez Piña


Ahora que lo sabes, aplica estas ideas y haz que tus muebles luzcan como nuevos y protégelos para que te duren el mayor tiempo posible y puedas disfrutar de ellos.

23 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo